WhatsApp, una de las redes sociales de mayor importancia

En la actualidad, contar con tecnología es tan sencillo como usar un teléfono, considerando que la tecnología se ha vuelto parte de nuestro día a día, sobre todo por las redes sociales como WhatsApp. Sin embargo, estas redes también pueden ser usadas de mala manera.

Creada para convertirse en una gigante de la comunicación, WhatsApp es una aplicación que ha dado muchísimo de qué hablar y se ha considerado como la aplicación de comunicación más utilizada, casi igual que Facebook, su actual dueño.

Con la finalidad de poder unir a las personas, las redes sociales dieron un cambio importante a la evolución, pero al igual que tuvieron lados positivos, las redes sociales también se convirtieron en algo negativo, dándole paso a grandes problemáticas actuales como el cyberbullying.

Conocido como el acoso online, el cyberbullying es un problema por el que millones de adolescentes y niños deben pasar durante días, meses o incluso, durante largos años de su vida, haciendo de su crecimiento un gran problema ante la falta de autoestima

Por esa razón, muchos padres prefieren optar por la seguridad y deciden mantener un control parental en redes sociales, sobre todo en WhatsApp, considerando el gran uso que se le da a dicha red social en el día a día de un individuo y en lo vulnerable que puede dejar a dicho usuario.

 

La gran gigante de la comunicación resulta ser un arma de doble filo

A pesar de haber sido creadas para compartir información de forma positiva, las redes sociales se han convertido en la pesadilla de muchas personas por el alto nivel de vulnerabilidad al que pueden exponer a una persona que no sepa usarlas correctamente.

Es por eso que, aquellos que desean mantener a sus hijos alejados de esta vulnerabilidad pero aceptan que deben mantenerse actualizados acorde a su edad, utilizan distintas aplicaciones para ofrecer un control parental sobre las aplicaciones como WhatsApp.

De esta manera, es posible que el individuo pueda disfrutar de la red social y ser monitoreado en caso de verse expuesto ante el acoso online o ante la presión social que puede existir en este tipo de aplicaciones. Además, logra facilitar a los padres las herramientas para cuidar de los más pequeños.

Gracias a las distintas aplicaciones que existen en la actualidad, esta red social se ha expuesto de una forma bastante positiva si es usada de forma correcta y permite que los padres puedan tener una participación activa sobre el desarrollo de sus hijos en la sociedad.

Por eso, si deseas mantener a tu hijo seguro o consideras que pueda estar siendo afectado por el cyberbullying que existe actualmente, te recomendamos que acudas a una de éstas aplicaciones que te permitirá acceder a su contenido y evitar cualquier conflicto que pueda estar enfrentando.